Estados Unidos - Solidarity

From 4EDU
Jump to: navigation, search

États Unis – Solidarity El contexto político actual en Estados Unidos puede ser caracterizado por la crisis capitalista que se desarrolla desde 2008. Aunque el reflote histórico de los bancos ha parado la caída libro de la economía, la de los EEUU está considerablemente contraída. La tasa del paro ha alcanzado oficialmente el 10%, aunque es más realista la estimación que lo sitúa alrededor del 20%, con los trabajadores de color que conocen tasas aún más elevadas (de 25% a 50%). Mientras que las tres guerras imperiales continúan, el enrolamiento en la armada se considera entre los jóvenes y la clase obrera como el único medio de encontrar un empleo (“poverty draft”: el contingente de los pobres). Una ola acelerada de embargos hipotecarios de casas privadas ha comenzado con la crisis de 2008 y continúa. La presidencia de Obama ha visto un aumento de las expulsiones federales así como una serie de decretos contra los migrantes, comenzada en Arizona en 2009 e imitada en numerosos estados. Los migrantes siguen siendo los chivos expiatorios de los deficits gubernamentales y de la alta tasa de paro. Los dos partidos políticos, republicanos y demócratas, se han comprometido en la aplicación de medidas de austeridad agresivas, divergiendo solamente en las formas. La desaceleración económica y las ventajas fiscales para los más ricos y las empresas han provocado una crisis fiscal real y artificial. Similar a las crisis de los gobiernos europeos, esta es aún así distinta a causa del sistema federal que la hace aún más difusa en EEUU. La distribución de dinero federal en los estados terminó a finales del 2010, y los políticos de los dos partidos han comenzado desde entonce una serie de recortes monstruosos en los servicios sociales así como ataques contra los sindicatos de los sectores públicos. Esto ha llevado a un aumento del nivel de lucha en 2011, comenzado por los sindicatos de Wisconsin que han combatido las legislaciones amenazando con destruir definitivamente los sindicatos de lo público. Aunque esta lucha fuera derrotada, el mes de ocupación de capitolio ha servido de inspiración al movimiento Occupy Wall Street y sus acampadas. “Occupy”, que comenzó en septiembre, se ha extendido a todo el país alcanzando a muchos jóvenes decepcionados y movilizando a un nuevo sector de activistas. En un principio acusado de ser muy blanco, Occupy ha ampliado su base en las últimas semanas y muchas personas de color de los campos han creado “Decolonize” y “Occupy the hood” (“Ocupa los bosques”). Las acciones masivas en Oakland a principios de noviembre parecen haber desplazado el centro de gravedad de Nueva York a California. Otras campañas importantes han tenido lugar en 2011 como las de desobediencia civil de jóvenes sin papeles contra las leyes anti-migrantes o las grandes manifestaciones contra la ejecución de Try Davis, un afroamericano en el corredor de la muerte. Finalmente, el ritmo de estas luchas cambiará sin duda en 2012, año electoral, a causa de la necesidad del movimiento de orientarse hacia Obama nuevamente.

SOLIDARITY, como otras organizaciones de la izquierda de EEUU, trata de conectar entre sí las distintas luchas en un contexto en que la izquierda organizada es minúscula. SOLIDARITY tiene 300 miembros aproximadamente mientras que la mayor organización socialista en EEUU tiene 900. SOLIDARITY fué inicialmente fundada por la generación del 68 como una organización plural y de principios que tiene como objetivo reagrupar la izquierda y que es bien conocida por su trabajo en los sindicatos y las organizaciones políticas independientes. 25 años después de su fundación, la organización conoce una especie de cambio generacional hacia militantes más jovenes con experiencias y orientaciones distintas. En este momento, SOLIDARITY se enfrenta a problemas de falta de militantes, de desarrollo interno y de deseo de renovación paralelamente a cuestiones más extensas respecto a las tareas del período actual.